Conectarse

Recuperar mi contraseña

Últimos temas
» Regrese!.........¿despues de años? xD
Ayer a las 1:56 pm por KIRAN27

» Nuevo y Mejorado taller de MeGustaElAnime
Lun 16 Ene 2017, 11:09 pm por MeGustaElAnime

» (Juego)¿Que opinas?
Lun 16 Ene 2017, 9:57 am por KIRAN27

»  Kiara, Kion y Kopa: La historia de 3 Hermanos
Lun 16 Ene 2017, 12:21 am por Aisha

» Una Vida Hermosa En Mi Corazon
Dom 15 Ene 2017, 6:24 pm por KIRAN27

» Simba el rey león foro amigo.
Dom 15 Ene 2017, 1:15 am por Lyre

» El Rey Leon:Una Historia Diferente (Modificado)
Sáb 14 Ene 2017, 11:13 pm por princesstwivinecadenza

» Harry Potter: ¿A alguien más le gusta?
Sáb 14 Ene 2017, 10:35 pm por Danitilla

» La Historia De Sky [Fan-Fic]
Sáb 14 Ene 2017, 7:02 pm por KIRAN27

» felicidades hermana malkahazi
Sáb 14 Ene 2017, 6:52 pm por KIRAN27

» felicidades hermano kopa321
Sáb 14 Ene 2017, 6:49 pm por KIRAN27

» Aventuras de Marini
Sáb 14 Ene 2017, 4:13 pm por KIRAN27

» felicidades hermano sora_96
Vie 13 Ene 2017, 8:10 pm por KIRAN27

» Taller de Recoloraciones de Dan!
Vie 13 Ene 2017, 5:49 am por *Wendy*

» Hola! Soy Ziko
Vie 13 Ene 2017, 5:46 am por catsinger

» Yo confieso... (juego)
Jue 12 Ene 2017, 9:11 pm por KIRAN27

» felicidades hermana fankovu
Jue 12 Ene 2017, 9:05 pm por KIRAN27

» felicidades hermana naliita,luli
Jue 12 Ene 2017, 8:39 pm por KIRAN27

» felicidades hermano kovuxnala
Miér 11 Ene 2017, 11:21 pm por Danitilla

» Pedido de eliminacion de cuenta
Miér 11 Ene 2017, 7:55 am por KIRAN27

Mejores posteadores
KIRAN27 (8840)
 
Kony (7693)
 
Aisha (5398)
 
Kopa1911 (3911)
 
Naranjada (3228)
 
.-Keira-. (3205)
 
Jasiri (2489)
 
Juligamer (2303)
 
BrendaKovu (2049)
 
Nya (2042)
 

Enero 2017
LunMarMiérJueVieSábDom
      1
2345678
9101112131415
16171819202122
23242526272829
3031     

Calendario Calendario

El foro

Free TopSite

Reloj ELDS

T: Una vida difícil

Página 10 de 13. Precedente  1, 2, 3 ... 9, 10, 11, 12, 13  Siguiente

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Correcto Re: T: Una vida difícil

Mensaje por 00kiara-kovu00 el Sáb 10 Mayo 2014, 12:09 am

jeje ya llegue, me pase la noche leyendo lo que faltaba de tu historia, la verdad fue tan repentino lo de t, todo un año inconsiente, y a askari que ahora es su hijo, bueno te mencionaria todo lo que me e ausentado en comentar en tu historia pero solo te dire que bien que la pareja ya este casada, espero que pronto tengan hijos y sean felices, continua pronto con la historia jeje

00kiara-kovu00
Nivel 6
Nivel 6

Mensajes : 672
Fecha de inscripción : 05/12/2013

Volver arriba Ir abajo

Correcto T: Una vida difícil

Mensaje por Kopa1556 el Sáb 10 Mayo 2014, 7:21 pm

Capítulo 50: Una traición inesperada.
Había pasado un mes desde que me casé con Akasha, y todo parecía estar en orden. Un día muy lluvioso todos estábamos muy juntos ya que hacia un gran frío. Yo dormía al lado de Akasha y Askari y minutos después desperté. Cuando me levanté, escuché la voz de Askari.
-¿Papá? ¿A dónde vas?- Dijo Askari con sueño. Luego me di la vuelta para verlo cara a cara.
-Hijo. ¿Qué haces despierto? ¿Por qué no estas durmiendo?- Le susurré.
-Es que yo quiero estar contigo.- Dijo triste.- Hace un año que no estamos juntos.
-Lo siento, hijo. Pero voy a la manada de Murk y ese lugar es muy peligroso para ti. No quiero que te pase nada.- Dije acariciándolo.
-Está bien, papá.- Dijo triste. Me dio lástima verlo así, lo que hizo que tuviera una idea.
-Oye, no te pongas así. Te prometo que cuando regrese, jugaremos.- Dije sonriendo.
-¿Enserio? Tenemos mucho tiempo sin jugar.- Dijo Askari en susurro.
-Así es. Pero antes tienes que prometerme algo.- Le dije.
-¿Qué cosa?- Dijo confundido.
-Prométeme que no le dirás a nadie que iré a la manada de Scar.
-¿Ni siquiera a mamá?- Dijo más confundido.
-Mucho menos a ella. ¿Prometido?
-Lo prometo.- Dijo feliz.
-Te quiero hijo. Volveré pronto.- Dije mientras lo abrazaba. Me despedí de Askari y en ese mismo momento, miré a mi familia que dormía muy cómoda. Bajé la mirada y sin pensarlo empecé a correr buscando la manada de Murk. Mi viaje por el reino no fue nada agradable, ya que la fuerte lluvia no me dejaba ver. Por un momento me di por vencido, hasta que llegué al límite del reino que comunicaba con ‘las lejanías’. Cuando me acerqué más, me di cuenta de que varios leones estaban durmiendo, el número superaba a la manada de Pridelands. A lo lejos pude ver a Murk y a Sheik, entrenando. “Esta debe ser su manada”. Dije en mi mente. No quise interrumpir el sueño de nadie, por lo que sólo me quedé en el límite esperando al amanecer, pero me quedé dormido hasta que empecé a escuchar voces que hicieron que me levantara de donde estaba.
-Así que tú eres el hermano mayor de nuestro rey. Dime lindo, ¿Qué hace alguien como tú aquí?- Dijo una leona.
-Eso no les importa.- Dije serio.
-¿Acaso te exiliaron?- Dijo la misma leona.
-Mi familia jamás haría algo así.- Dije serio.
-Para mí que sí te exiliaron.- Dijo la misma leona.- Si es así, deberías empezar de cero. Una nueva manada, nuevos amigos y definitivamente una nueva esposa.- Dijo ella coqueteándome.
-¿Qué diablos te pasa?- Dije enojado.- Yo ya tengo familia y amigos. Y lo más importante, ya tengo una esposa y un hijo. Y por última vez, no me exiliaron.
-Podrás estar casado pero… yo podría hacerte muy feliz como tú quieras. Soy una gatita mala, me puedo portar muy bien si me domas.- Dijo la leona coqueteando.- Además yo sería mejor esposa que esa cualquiera.- En ese momento Murk se acercó antes de que yo empezara a gritar por lo que dijo esa leona.
-¡¿Qué diablos está pasando aquí?!- Gritó Murk mientras se acercaba.
-Señor, mire quien vino a saludar. Su hermano.- Dijo la leona haciendo una reverencia.
-T. ¿Qué diablos haces tú aquí?- Dijo Murk serio.
-Vine a hablar contigo.- Dije serio.
-No tienes nada que hacer aquí. Creo que fue una mala idea venir sólo, T.- Dijo Murk enojado.
-Escúchame. No voy a pelear contra ti. Sólo quiero que escuches lo que te voy a decir.- Dije serio.
-¿Así que lo dices enserio?- Dijo riendo.
-Sí, Murk. Pero lo que te tengo que decir que sea en privado.- Dije serio.
-Sígueme.- Dijo Murk mientras entraba a una cueva no muy lejos de donde estábamos, yo solamente lo seguí. Al entrar, dos leones guardia lo estaban esperando.- Bien. ¿De qué quieres hablar?
-Quiero que dejes a nuestra familia en paz.- Dije serio.
-¿Disculpa? ¿Nuestra familia? Ellos no son nada mío.- Dijo Murk riendo.
-Sí somos tu familia.- Dije insistiendo.- Akhela, Lisani...
-Cállate. No cambiemos la discusión.- Dijo interrumpiéndome.- Yo tomaré Pridelands con este nuevo plan.
-¿Y cuál es ese plan? ¿Secuestrarme o algo así?- Dije en tono de burla.
-Eso no suena tan mal, es mucho mejor que mi otro plan.- Dijo sonriendo macabramente.
-¿Y tú crees que me dejaré secuestrar por ti? Por favor, no me hagas reír.- Dije riendo.
-No te voy a obligar, pero te diré que haremos. Combinaré estos planes que tengo y será como si fuera uno.
-¿Y ese plan es?- Dije desinteresado.
-O te unes a mi manada o mataré a todos los de tu manada.- Dijo mirándome a los ojos.
-No te atreverías.- Dije molesto.
-Yo no, pero mi manada sí. ¿Acaso no lo ves? He duplicado el numero de leones y leonas de la manada de Pridelands. Ahora puedo atacarlos para matarlos a todos sin problema.
-No te dejaré hacerlo.- Dije enojado.
-¡Bien! ¿Entonces te unirás para evitarlo?- Yo solamente me quedé callado pensando. Traicionar a mi familia para salvarlos o volver a combatir contra Murk. Era una decisión muy difícil, hasta que vi a Murk salir.
-¡¡Alto!!- Grité, haciéndolo detener.
-¿Sí?- Dijo sonriendo mientras se volteaba.
-Acepto. Pero prométeme que mientras yo este aquí, no provocaras guerra sobre ellos.- Dije serio mientras lo miraba a los ojos.
-Como quieras.- Dijo Murk mientras salía.- Guardias, no quiero que mi hermano salga de aquí. Si lo hacen tomaran la consecuencias.- Dijo Murk alejándose. Ambos leones empezaron a murmurar cosas, lo que hizo que me incomodara un poco.
-¿De qué hablan?- Dije serio.
-¡Cállate idiota!- Gritó uno de los leones enojado.
-¿Qué te pasa? ¿Acaso te ofendí?- Dije molesto.
-Tu presencia nos ofende.- Dijo el otro león.- ¿Te crees mucho con sólo estar aquí y que el rey Murk te acepte? ¿Te crees mucho por que vienes de la realeza? Pues déjame decirte que tu familia y tú no son nada. ¡¡¡Son escoria!!!- Gritó enojado.
-¡¡¡¡¿Qué dijiste de mi familia?!!!!- Dije mientras me preparaba para atacar. Enseguida ambos leones empezaron a atacarme y yo a ambos, empezamos a luchar de una forma muy agresiva. Yo tenía la desventaja, ya que éramos dos contra uno, por lo que no podía hacer mucho.
-¡Alto!- Dijo una leona enojada.- ¿Qué le hacen a T?
-Nada, mi reina.- Dijeron ambos leones mientras se detenían.
-¿Acaso te atreves a mentirle a tu reina? Quiero que se vayan de aquí, yo me encargare de él.- Dijo molesta. Cuando ambos leones se fueron, traté de levantarme, pero no podía lograrlo.- Traigan varias hojas para curarlo.- Le dijo a tres cachorros que estaban ahí.
-Sí mamá.- Dijeron los cachorros y salieron de la cueva corriendo.
-¿Estás bien?- Dijo la leona acercándose.- Tu siempre estás buscando problemas.
-¿Qui... quién eres? ¿Por qué... me ayudas?- Dije algo adolorido.
-¿Acaso no me recuerdas, principito?- Dijo riendo, en ese momento me di cuenta de quién era.
-¿Yinja?- Dije mirándola a los ojos.
-¿Quién más podría ser?- Dijo sonriendo.
-Es bueno volver a verte.- Dije dándole un abrazo.- Hay algo que no entiendo.
-¿Qué cosa?- Dijo Yinja confundida.
-¿Por qué estás con Murk, sabiendo que él traicionó a nuestra manada?- Dije serio.
-Sabes que siempre lo he amado desde que éramos cachorros.- Dijo mirando fuera de la cueva.- Además...
-Te prometió ser el de antes. ¿No es así?- Dije interrumpiéndola. Ella asintió y en ese momento llegaron los tres cachorros.
-Aquí tienes lo que nos pediste, mamá.- Dijo el mayor de los tres.
-Gracias Siku.- Dijo Yinja sonriendo. Luego, colocó las hojas sobre las heridas.- Estas hojas te ayudarán a sentirte mejor.
-¿Quién eres?- Dijo la chica del grupo.
-Él es su tío.- Dijo Yinja mirándolos.
-¿Nuestro tío?- Dijeron los tres confundidos.
-T. Ellos son Siku, Maisha y Mwili.- Dijo Yinja señalando a cada uno.
-Es un gusto conocer a mis sobrinos.- Dije sonriendo.
-Hola.- Dijeron Siku y Maisha sonriendo.
-Yo me voy de aquí. No voy a hablar con el enemigo.- Dijo Mwili mientras salía de la cueva.
-Es igual a su padre.- Dijimos Yinja y yo suspirando.
-Veo que se reencontraron.- Dijo Murk entrando a la cueva.- T, quiero que te quedes aquí. Yo iré hacer algo en Pridelands.
-¿Acaso estás loco? Te prohíbo ir ahí.- Dije enojado.
-¿Tú? ¿Prohibirme algo a mí?- Dijo Murk riendo.- ¿Acaso estás nervioso?
-En primer lugar, soy tu hermano mayor y me tienes que obedecer.- Dije serio.- En segundo lugar, no quiero que les digas sobre esto.
-¿Y quién se supone que se lo dirá?- Dijo riendo.
-Pues yo mismo.- Dije.- Tengo que enfrentar esto, les diré yo mismo.
-En ese caso no iremos.- Dijo Murk serio.- Guardias ya saben qué hacer.- Dijo Murk mientras salía con Yinja y los cachorros y los guardias entraban. Horas después, Murk entró a la cueva con los cachorros.- Quiero que cuides a mis hijos mientras entreno.- Dijo Murk señalando a Siku, Maisha y Mwili, hasta que escuchamos un grito.
-¡T! ¡Dónde estás!- Gritó un león, se podía notar que era la voz de Mdai. Me levanté para salir, pero Murk me impidió el paso.
-¿A dónde crees que vas?- Dijo Murk molesto.
-Iré afuera. Creo que Mdai esta ahí.- Dije serio
-Tú te quedarás aquí y yo iré afuera. ¿Me escuchaste?- Dijo molesto.
-Pero Murk...
-Guardias, no lo dejen salir.- Dijo interrumpiéndome y saliendo de la cueva. Yo hacia todo lo posible para poder salir, pero mi única alternativa era pelear con los guardias. Esta vez tenía que ganar a toda costa. Empecé a atacar a los guardias, dos contra uno pero logré que la pelea fuera pareja. Pude ganar, pero salí muy lastimado, mi cuerpo tenía varias heridas, después salí de la cueva cojeando.
-Hermano. Al parecer los derrotaste. Tendré que ponerte mas guardias.- Dijo riendo.
-Primo, ¿Pero qué te hicieron?- Dijo Mdai asustado.
-Eso no importa ahora, Mdai. Lo que importa es lo que dijo Murk.- Dije serio.
-T. ¿Acaso no recuerdas nuestro trato?- Dijo Murk algo molesto.
-¿Trato? ¿De qué hablas?- Dijo Simba confundido.
-Murk y yo tuvimos un...- Pero Murk me empujó fuertemente antes de que yo dijera el trato que teníamos.
-T, por favor. No quiero que arruines la sorpresa.- Dijo Murk riendo macabramente. En ese momento Mdai me ayudó a levantarme.
-¿Qué sorpresa? Primo, dime la verdad. ¿Qué esta pasando aquí?- Dijo Mdai enojado.
-Creo que es hora de que se vallan.- Dije enojado.- Lo lamento.- Dije acercándome a la cueva.
-T...- Dijo Kovu preocupado.
-¡Dije que se vayan! ¡AHORA!- Grité mientras entraba a la cueva. Cuando entré a la cueva, Siku y Maisha se acercaron.
-Está bien, tío T.- Dijeron preocupados.
-Sí, estoy bien.- Dije sonriéndoles mientras me recostaba.

Kopa1556
Nivel 3
Nivel 3

Mensajes : 163
Fecha de inscripción : 15/02/2012

http://kopa1556.deviantart.com

Volver arriba Ir abajo

Correcto Re: T: Una vida difícil

Mensaje por KIRAN27 el Sáb 10 Mayo 2014, 7:56 pm

buen capitulo valla eso es un gran leon t se une al enemigo para que no maten a su familia pero murk no me fió de el espero que sigas pronto saludos y rugidos

KIRAN27
León legendario
León legendario

Mensajes : 8840
Fecha de inscripción : 06/05/2013

Volver arriba Ir abajo

Correcto Re: T: Una vida difícil

Mensaje por 00kiara-kovu00 el Sáb 10 Mayo 2014, 10:17 pm

ui... nunca pense que pasaria esto, se puso interesante, pobre t espero que pueda salir y dejen a priedlands despues

00kiara-kovu00
Nivel 6
Nivel 6

Mensajes : 672
Fecha de inscripción : 05/12/2013

Volver arriba Ir abajo

Correcto T: Una vida difícil

Mensaje por Kopa1556 el Dom 11 Mayo 2014, 8:42 pm

Capítulo 51: Sorpresa
Había pasado un mes desde que me uní a la manada de Murk. Me había vuelto más unido con Siku y Maisha, pero Mwili tenía el mismo rencor que me tenía Murk. Un día, Murk se acercó a mí muy serio.
-Levántate y alístate.- Dijo Murk mientras me miraba.
-¿A donde vamos?- Pregunté confundido.
-A declarar guerra.- Dijo Murk serio.
-¿Guerra? ¿Contra quién?- Pregunté más confundido.
-Contra tu querida familia. Ahora apresúrate.- Dijo mientras se daba la vuelta.
-Murk, teníamos un trato.- Dije enojado.
-Ese trato ya expiró.- Dijo Murk en broma de mal gusto.- Si tu no vas, mataré a todos. ¿Entiendes?
-No puedes hacer esto, Murk.- Dije molesto.
-Sí, si puedo.- Dijo Murk mientras caminaba. Cuando Murk salió de la cueva, Siku habló.
-Tío T.- Dijo Siku algo triste.- ¿Crees que nos acepten a mi hermana y a mí en Pridelands?
-¿Quieres... traicionar a tu padre?- Dije sorprendido.
-Estamos cansados de estar aquí.- Dijo Maisha molesta.- Papá siempre nos trata mal a Siku y a mí. Sólo quiere a Mwili.
-Tal vez los acepten.- Dije sonriendo.- En dos días, si Pridelands gana esta guerra, vayan.
-De acuerdo.- Dijeron ambos. Salí de la cueva y seguí a Murk. Cuando llegamos al límite del reino, Murk empezó a hablar.
-Al parecer ya están todos.- Dijo Murk mirando a todos.- Como ya todos saben, mi plan está funcionando perfectamente, pero no lo suficiente para que sea extremadamente perfecto. Así que decidí cambiar solo un poco los planes.
-Pero mi rey. ¿Por qué cambiar el plan a última hora?- Dijo una leona.
-¡Porque soy el rey de esta manada! Y yo los llevaré a la gloria.- Dijo con una sonrisa maquiavélica.- T. Ven aquí.- Dijo Murk serio. Cuando escuché mi nombre, me acerqué a él.- Todos, absolutamente todos los que están aquí, sienten desprecio hacia T.-Dijo Murk serio.- Y lo que me ha enseñado esta vida miserable es que gracias al desprecio nuestras vidas serán iguales si no cambiamos. Todos los que están aquí quieren ganar estar en ese reino que se merecen, pero con el desprecio no llegaremos a nada. Por eso he decidido que nuestro guía de guerra será T.
-¡¡¿Qué?!! ¿Yo? Estás loco.- Dije molesto. Los leones y leonas empezaron a quejarse.
-¡Basta!- Gritó Murk.- ¿Por qué creen que perdimos la guerra pasada? Desprecio. En la guerra que tuvimos con ellos, sólo nos concentramos en atacarlos pero no fue suficiente porque había alguien que sabe usar la cabeza. Ese alguien es T y él nos llevara a la Victoria que necesitamos. ¡¿Quién está conmigo?!- Gritó Murk. Los leones y leonas apoyaban a su rey aun que creían que era mala idea. Yo quise escapar en ese momento pero recordé el trato que tenía con él. La manada de Murk y yo caminamos hasta ver a Zazú volar por los cielos.- ¡Oye Zazú! ¡Ven aquí!- Dijo Murk mientras lo veía. Zazú bajó, pero no del todo, sólo se acercó un poco.
-¿Qué haces aquí, Murk?- Dijo Zazú mientras volaba.
-Estoy aquí para declarar guerra. Así que quiero que le digas a todos que vengan y den la cara.
-¿Otra guerra? Jajaja. Murk, ¿No te cansas de perder?
-¡Sólo hazlo!- Dijo Murk enojado.
-Bien, como quieras.- Dijo Zazú mientras se elevaba. Antes de irse miró hacia atrás y pudo verme, en ese momento voló rápidamente hacia la roca del Rey. La manada de Murk ya estaba lista para pelear. Cada minuto que pasaba, Murk se impacientaba cada vez más y más. En cambio yo, sólo deseaba que esto no sucediera.
-T. ¿Te pasa algo? Es tu momento. Debes matarlos a todos.- Dijo Murk serio.
-Jamás, Murk. Nunca lo haré.- Dije serio. Murk sólo sonrió y yo sólo me quedé callado esperando a la manada de Pridelands. Al llegar, ambas manadas se acercaron muy serios. Yo, por otro lado, me acerqué pero muy avergonzando, no podía verlos a la cara.
-Creí que no vendrían.- Dijo Murk sonriendo.
-Defenderemos nuestras tierras cueste lo que cueste.- Dijo Kovu serio.
-Es una lastima, ¿Saben? Ya que estas tierras pronto serán mías.- Dijo Murk serio.
-Estas tierras nunca serán tuyas. Estas tierras son para mi familia, no para los traidores.- Dijo Zitka directo y frío. En eso Murk rugió mostrando sus dientes. Al verlo, lo detuve antes de que atacara.
-Murk, basta por favor.- Dije mientras lo veía.
-¿Parar? Creo que ya entiendo. ¿Quieres hacerlo tú, verdad?- Dijo Murk serio.
-Para nada. No quiero hacer esto.- Dije serio.
-¡Si no quieres hacerlo, entonces por qué nos traicionas!- Dijo Akasha enojada.
-Yo nunca los traicioné.- Dije apenado.- Yo nunca quise hacerlo.
-¿No quisiste hacerlo? Eres un... traidor al igual que Murk. No sabes cuanto sufrí por ti, T. Cada noche, cada mañana sin ti, me destrozaba el corazón. Creí lo peor, creí que habías muerto. Pero al parecer estabas muy bien.- Dijo Akasha frustrada.
-Akasha, no quise hacerlo. Sabes muy bien que te amo.- Dije arrepentido.
-Ya no sé si creerte, T.- Dijo Akasha dándome la espalda.
-Primo, por favor. No tienes que sufrir por culpa de Murk.- Dijo Mdai mirándome a los ojos.
-No sé por qué le dices primo si él no es nada tuyo.- Dijo Murk serio.
-Sí, si soy su primo.- Dijo Mdai molesto.- Y también soy tu primo. Yo soy el hijo de Sheik.
-¿Tú? ¿Mi hijo?- Dijo Sheik riendo.- Por favor, el único hijo que tuve se llama Roho.
-Mi madre me contó la historia. Y ya ves que cambió mi nombre.- Dijo Mdai sonriendo.
-¿Y quién es tu madre?- Dijo Sheik desinteresadamente.
-Lull.- Dijo Mdai cortante. Sheik se sorprendió y luego empezó a sonreír.
-Entonces, si tú eres mi hijo. ¿Por qué no estás del lado de tu padre?- Dijo Sheik mirando a Mdai a los ojos.
-Porque yo no ayudo a los traidores.- Dijo Mdai serio.- T. Por favor dinos si Murk te está obligando.
-No puedo hacerlo. Yo... no quiero que los maten.- Dije mirando al suelo.
-Nadie nos va a matar, hermano.- Dijo Lisani sonriendo.
-Murk si lo hará si no me quedo con él. No quiero que les pase nada a nadie, por eso no pude ir a nuestra manada.- Dije mirándolos.- Murk y yo tuvimos un trato, pero él no lo está cumpliendo.- Dije enojado.
-T. ¿Pero qué mentiras dices?- Dijo mintiendo.- Tu dijiste que querías matarlos a todos. ¿Es que acaso no lo recuerdas?
-¡¡No Murk!!  ¡No voy a seguir con esto!- Dije mientras sacabas mis garras.
-¿Así que la verdad siempre ganará? ¡Qué mal! Pero eso no importa. Mi plan no fallará.- Dijo Murk sonriendo.- Miren, mi manada está lista para atacarlos.
-No me interesa. A partir de ahora, lucharé con mi familia. Claro, si ellos me lo permiten.- Dije sonriendo mientras los miraba.
-Claro que sí, T.- Dijo Simba con una sonrisa. Cuando me acerqué a ellos miré a Akasha y ella me miró a mi. En su cara pude ver arrepentimiento, yo sólo le sonreí.
-Por qué no me sorprende.- Dijo Murk desinteresado.
-Murk. Por favor, para.- Dije mirándolo.
-T. Escúchame.- Dijo Murk mientras se acercaba.- Tú y tu familia están muertos.- Dijo Murk mientras me empezaba a atacar. En ese momento, las dos manadas empezaron a luchar ferozmente. Yo estaba en el suelo hasta que pude ver a los guardias de Murk acercándose a mi.
-No sabes cuánto esperé para esto.- Dijo uno de los leones con una sonrisa.
-Es hora de matar.- Dijo el otro león. Mientras me levantaba, los leones se acercaban. Ellos sonreían muy macabramente, pero algo los detuvo. Akhela y Tuiz se interpusieron en su camino defendiéndome.
-Hermano. Estos son nuestros.- Dijo Akhela.
-Tengan cuidado.- Dije empezando a correr. Fui en busca de Murk para poder terminar esta guerra, no podía encontrarlo ya que todos luchaban. Lo pude ver en un acantilado muy alto, Murk estaba luchando con Zitka.
-¡Basta Murk!-Le grité.- ¡Para con esto! ¡¿Acaso ya no has visto suficiente sangre correr?!
-La única sangre que quiero ver correr es la de ustedes.- Dijo Murk mientras se volteaba.
-Murk no. Este no eres tú.- Dije mirándolo a los ojos, esos ojos rojos que ahora mostraban sed de sangre.
-¡Deja de confundirme!- Gritó Murk enojado.
-Pero Murk...- Dije acercándome. Trataba de hacerlo entrar en razón.
-No, T. No hay peros. Ahora esto se va acabar ahora mismo.- Dijo mientras se abalanzaba contra mi. Zitka quiso ayudarme, pero en ese momento dos de los guardias de Murk lo impedían. Murk me atacaba como si yo fuera un desconocido, era algo muy difícil de controlar. Zitka luchaba contra dos leones y él no podía contra ellos. Uno de los guardias empujó a Zitka al acantilado, pero éste fue más rápido y logró aferrarse de la orilla. Pude ver todo mientras luchaba con Murk, fácilmente pude evadir a los guardias y a Murk para poder ayudarlo.
-¡Zitka!- Logré gritarle.
-¡T! ¡Vete o moriremos los dos!- Dijo mirándome.
-¡No! ¡No me voy a ir de aquí! ¡Dame tu pata!- Dije mientras lo tomaba. Pude notar que Murk se acercaba.
-Es hora de que los mate.- Dijo Murk con una sonrisa.
-Por favor, hermano. No lo hagas.- Dije mirándolo a los ojos.
-¿Por qué perder esta gran oportunidad?- Dije mientras me acercaba.
-Murk, por favor. Ten piedad.- Dije mientras ayudaba a Zitka. Murk se acercaba más y más mientras que yo ayudaba a Zitka. Murk seguía y seguía, pero antes de atacarnos, Murk se quedó quieto. Aproveché ese momento para poder subir a Zitka.- Muchas gracias, Murk.- Dije sonriendo.
-Creo que me equivoqué contigo, Murk. Gracias por tenernos piedad.- Dijo Zitka serio.  
-Señor, ¿Qué ha pasado? ¿Por qué no los mató?- Dije sorprendido uno de los leones.
-¡Cállense! ¡Cállense todos ustedes!- Murk en ese momento salió corriendo a las lejanías. Los leones, Zitka y yo sólo nos quedamos callados. No sabíamos qué le ocurría a Murk. Cuando Zitka y yo estábamos llegando a la roca del rey, se escuchó un rugido de victoria, la manada de Pridelands había ganado. En ese momento fui corriendo hacia donde estaba Akasha.
-Amor, te extrañé mucho. No sabes cuantos días llore por ti y por Askari.- Dije mientras la besaba y la abrazaba.
-T, discúlpame. No tuve que haberte dicho esas horribles palabras.- Dijo Akasha apenada.
-No te preocupes, yo te entiendo.- Dije mientras la miraba.- Sabes muy bien que nuestro amor será para siempre.
-¿De verdad me disculpas?- Dijo sorprendida.
-Pues claro que sí.- Dije feliz. Todos se acercaron a mí y me dieron una gran bienvenida.
-T, no sabes cuánto te extrañamos.- Dijo Mdai mientras me miraba.
-Nos hiciste mucha falta.- Dijo Lisani sonriendo.
-¿Enserio? No se imaginan cuánto los extrañe a todos ustedes, pero... tengo que disculparme.- Dije triste.
-¿Por qué deberías de hacer eso?- Dijo Yari confundido.
-Porque no tuve el valor de ir a la manada a decirles todo esto.- Dije mirando al suelo.
-No digas eso, T. No es tu culpa.- Dijo Loner mirándome.
-De verdad, T. No fue tu culpa que Murk te haya obligado a estar con el.- Dijo Simba.
-Espero que todos estén bien.- Dije bostezando.- Ya estoy casando, solo quiero entrar a la cueva y dormir todo el día.
-¿Sabes? Alguien te está esperando.- Dijo Akasha mientras se acariciaba conmigo.
-Le tengo una gran sorpresa a ese pequeño.- Dije sonriendo.
-Bueno manada. Me enorgullece decirles que nos iremos a casa victoriosos.- Dijo Kovu con una sonrisa.
-Padre, tengo algo que decirles... a todos.- Dijo Zitka serio mientras entraba a la cueva. Cuando entramos, Askari corrió hacia mi.
-Papá. Te extrañé mucho.- Dijo sonriendo.
-Y yo a ti, pequeño.- Dije abrazándolo.
-Ahora sí, Zitka. ¿De qué querías hablar?- Dijo Kovu mirándolo.
-Padre. Quiero que T sea el nuevo rey.- Dijo Zitka observándome.
-¿Zitka, estás hablando enserio?- Dijo Kovu sorprendido.
-Así es.- Dijo Zitka sonriendo.- Si no fuera por él, yo ya estaría muerto.
-Bien, si es lo que deseas.- Dijo Kovu mirándome.- Mañana Akasha y T se volverán los nuevos reyes.- Akasha y yo sólo nos quedamos sorprendidos y luego sonreímos.
-Yo también tengo una noticia que he ocultado desde que T se fue.- Dijo Akasha seria.- Yo... estoy embarazada.- Nos sorprendimos todos con esa noticia. Yo sólo sonreí.
-¿Es enserio? ¿Estás embarazada?- Dije feliz. Ella asintió y yo la besé.
-Yo también tengo otra noticia.- Dijo Shanny mientras se sentaba junto a Zitka.- Yo también estoy embarazada.- Dijo feliz.
-¿Es verdad? ¿Tú también estás embarazada?- Dijo Zitka feliz mientras besaba a Shanny.
-Yo también estoy embarazada.- Dijo Yari mirando a Mdai.
-No puedo creerlo.- Dijo Mdai feliz.
-Y yo también estoy embarazada.- Dijo Lisani mirándome. Él y yo nos sorprendimos mucho, yo más que Loner.
-Felicidades a los dos.- Dije sonriendo. Lisani sonrió y besó a Loner. Todos dormimos ese día completamente felices, pues el día siguiente, más sorpresas iban a aparecer.

Kopa1556
Nivel 3
Nivel 3

Mensajes : 163
Fecha de inscripción : 15/02/2012

http://kopa1556.deviantart.com

Volver arriba Ir abajo

Correcto Re: T: Una vida difícil

Mensaje por Anyyi el Dom 11 Mayo 2014, 9:19 pm

yupiiiquye bonito!! x3 plisss continua pronto!! ¿que pasara con t y su familia?

Anyyi
Nivel 10
Nivel 10

Mensajes : 1827
Fecha de inscripción : 15/08/2012

Volver arriba Ir abajo

Correcto Re: T: Una vida difícil

Mensaje por KIRAN27 el Dom 11 Mayo 2014, 9:31 pm

buen capitulo me alegro que a t volviera a la manada y que sera el rey junto a su reina akasha y me alegro que las chicas esten embarazadas pero que le ocurrió a murk espero que sigas pronto saludos y rugidos

KIRAN27
León legendario
León legendario

Mensajes : 8840
Fecha de inscripción : 06/05/2013

Volver arriba Ir abajo

Correcto T: Una vida difícil

Mensaje por Kopa1556 el Miér 14 Mayo 2014, 10:33 pm

Capítulo 52: La familia crece
El día siguiente, todos los animales del reino se reunieron cerca de la Roca del Rey para ver la coronación de Akasha y la mía. Kovu se acercó al promontorio y dio un gran rugido, mostrando así que su reinado terminaba, luego yo me acerqué y di un gran rugido; después Akasha se acercó y rugió, después ambos lo hicimos y todos nos siguieron. Mi vida cambiaba cada vez más. Después de la coronación, la mañana siguió como si nada, Akasha, Lisani, Shanny y Yari se fueron junto con Akhela a caminar por el reino y yo me dirigí al manantial. Cuando me acerqué un poco al manantial, vi a Siku y a Maisha dormidos. Me acerqué a ellos y los moví con mi pata. Maisha fue la primera en despertar, pero cuando me vio, gritó tan fuerte que despertó a Siku.
-¿Maisha, qué pasa?- Dijo Siku preocupado, pero cuando me vio se tranquilizó.- No era nada, sólo es el tío T.- Dijo mientras se volvía a recostar.- ¿El tío T?- Dijo sorprendido y luego se levantó de un salto.-Jeje. Hola, tío.- Dijo Siku apenado.
-Creí que habíamos acordado que mañana vendrían.- Dije serio.
-Lo sentimos de verdad, tío.- Dijo Maisha mirando al suelo.- Pero papá llegó muy molesto y quería destruirlo todo. Tuvimos que irnos.
-No importa. Vamos a la roca del rey.- Dije sonriendo. Siku y Maisha sólo me siguieron.
-Tío T.- Dijo Maisha preocupada.- ¿Crees que el rey nos acepte? Recuerda que somos los hijos de Murk.
-No se preocupen.- Dije sonriéndoles.- El rey ya los aceptó.
-¿De verdad? Pero si él no nos conoce.- Dijo Siku confundido.
-El rey ya los conoce.- Dije mirando al frente.
-No te entiendo, tío.- Dijo Siku más confundido.
-A lo que me refiero, es que yo soy el rey.- Dije mirándolos.
-¿Tú? ¿El rey?- Dijo Maisha sorprendida. Yo sólo asentí.- Jamás hubiera pensado en eso.
-Miren, ya llegamos.- Dije mirando a la roca del rey. Ellos se asombraron al verla.- Entremos.- Maisha y Siku me siguieron. Simba, Nala, Kovu, Kiara, Zitka, Mdai, Loner, Tuiz y Askari se encontraban.- Las chicas no han llegado aún.- Dije entrando.- Hola chicos. Les quiero presentar a dos nuevos integrantes. Ellos son Siku y Maisha.- Dije señalándolos.- Son mis sobrinos.
-¿Tus sobrinos?- Dijo Mdai sorprendido.- ¿Quieres decir que son los hijos de Murk?
-Que Murk sea su padre no significa que ellos dos sean iguales a él.- Dije mirándolo serio.
-Hola.- Dijo Askari mientras se acercaba.- Soy As...- Fue lo único que dijo, pues tropezó con un roca, dándole un beso a Maisha. Eso me hizo recordar el día que legué a Pridelands.- Lo... lo siento. Es que tropecé y...- Askari no sabía qué decir, estaba muy apenado.
-Descuida.- Dijo Maisha sonrojada.- Los accidentes ocurren. Soy Maisha y él es mi hermano Siku, nosotros somos los sobrinos de T.
-Soy Askari.- Dijo sonriendo.- Soy el hijo de T, bueno, fui adoptado por él.- En ese momento Akhela entró completamente cansada.
-Escuchen.- Dijo Akhela mientras tomaba aire.- Las chicas ya van a dar a luz.
-¿Qué? ¿Tan pronto?- Dijimos todos al unísono.
-Vamos.- Dijo Akhela mientras empezaba a correr. Todos la seguimos, llegamos a una cueva y dijo que esperáramos afuera y luego entró. Momentos después, salió.- Será mejor que el rey entre primero.- Entré a la cueva y empecé a ver los nuevos cachorros.
Yari tenía dos cachorros, un chico y una chica. El chico se parecía a Mdai, pero tenía los ojos de Yari, y la chica era igual a Sheik, pero sus ojos eran los de Mdai. Seguí caminando y vi a Lisani, ella tenía un cahorro parecido a Loner, pero con los ojos de Lisani. Caminé un poco más y vi a Shanny con dos cachorros, ambos machos. El mayor se parecía a Kovu, pero con los ojos de Shanny, y el menor se parecía a Nala. Al final, pude ver a Akasha con tres cachorros, dos chicos y una chica. El mayor se parecía a mi padre, el otro chico era blanco y sus ojos eran azules, la pequeña se parecía a mi madre, pero tenía el color de ojos de Akasha.
-Akasha, son hermosos.- Dije acariciándola.
-¿Cómo los llamaremos?- Dijo Akasha viéndolos.
-Me gustaría que este pequeño se llamara como mi padre.- Dije tocando al pequeño de pelaje negro.
-Entonces, este cachorros blanco se llamará Razil.- Dijo mientras lo lamía.- ¿Cómo llamaremos a la pequeña?
-¿Qué te parece Jua?- Dije mirando a la pequeña.
-Me encanta.- Dijo Akasha mientras ponía su cabeza bajo la mía. Momentos después, entraron los demás. Akhela, Tuiz, Askari, Siku y Maisha se acercaron a mí y a Akasha.
-Son tan lindos.- Dijo Akhela mirando a la cachorros dormir plácidamente.-¿Cómo se llaman?
-Son Roho, Razil y Jua.- Dije sonriendo.
-Son tan lindos mis primos.- Dijo Maisha acercándose.
-T. ¿Quiénes son esos dos cachorros?- Dijo Akasha mirándome.
-Son Siku y Maisha. Ellos son mis sobrinos.- Dije mirándolos.
-¿Son los hijos de Murk?- Dijo Akasha molesta.
-Créanos, señora reina.- Dijo Siku mirándola.- Nosotros no somos como él. Puede confiar en nosotros.
-De acuerdo. Les creo, chicos.- Dijo Akasha sonriendo. Me sentía feliz al ver que casi toda mi familia estaba reunida. Ahora sólo faltaban Murk, Mwili y Sheik.

Kopa1556
Nivel 3
Nivel 3

Mensajes : 163
Fecha de inscripción : 15/02/2012

http://kopa1556.deviantart.com

Volver arriba Ir abajo

Correcto Re: T: Una vida difícil

Mensaje por 00kiara-kovu00 el Jue 15 Mayo 2014, 1:54 am

yeiii, T tubo hijos con akasha y dejo la manada de su hermano espero que murk al menos se vuelva bueno y se arrepienta de lo que ha hecho

00kiara-kovu00
Nivel 6
Nivel 6

Mensajes : 672
Fecha de inscripción : 05/12/2013

Volver arriba Ir abajo

Correcto T: Una vida difícil

Mensaje por Kopa1556 el Jue 15 Mayo 2014, 9:31 pm

Capítulo 53: El tiempo pasa y…
Pasó un tiempo y Roho, Razil y Jua habían crecido y ya eran muy activos, casi como Akhela. Siku y Maisha se habían vuelto más y más parte de la manada. Askari se enamoraba más de Maisha, aunque este no lo demostraba. Todo iba bien, pero como siempre, había algo o alguien que lo arruinaba todo. Un día, cuando le enseñaba el reino a Roho, Razil y Jua, Murk apareció.
-Oh, qué gran momento.- Dijo Murk sarcástico.
-Murk. ¡Qué haces tú aquí!-Dije molesto.
-Sólo vine a visitar a mi familia. ¿Acaso no puedo?- Dijo mirando a Roho, Razil y Jua.
-Sabes muy bien que no puedes estar aquí, Murk.- Dije mirándolo.
-De acuerdo, me voy.- Dijo Murk mirándome.- Pero recuerda que algún día volveré.- Cuando Murk se fue, me tranquilicé.
-¿Papá? ¿Quién era él?- Preguntó Roho confundido.
-Él es Murk.- Dije serio.- Es un traidor.
-¿Por qué dijo que sólo vino a ver a su familia?- Preguntó Razil mirándome. Yo sólo di un suspiro, sabía que era hora de decirles la verdad.
-Escuchen, niños.- Dije mirándolos mientras me sentaba. Ellos se acercaron y me imitaron.- Ese león es Murk, él es mi hermano. Su tío y el padre de Siku y Maisha.
-Si es tu hermano, ¿Por qué dijiste que era un traidor?
-Verán. Hace mucho tiempo, cuando yo era un cachorro. Mi hermano Murk y yo éramos muy unidos. Hacíamos casi todo juntos, cuando nació su tía Akhela, me quedé cuidándola, y Murk siempre se iba con mi padre. Un día, su actitud cambió por completo, él traicionó a la manada y…- No podía continuar, esos recuerdos me hacían perder las palabras.- Asesinó a mis padres. Al día siguiente estuve vagando día y noche, con Akhela sobre mi lomo, hasta llegar aquí.
-¿Qué pasó después?- Preguntó Roho sorprendido.
-Tiempo después, él regresó a declararle la guerra al reino. Tuvimos una gran batalla, en la cual casi pierdo la vida.- Dije mirándolos.
-¿Perder la vida? ¿Qué significa?- Preguntó Jua confundida.
-Luego te explico, cariño.- Le dije a Jua y continué con la historia.- Sólo pasó un mes después de esa pelea y Murk regresó. La pelea que tuve con él fue tan dura, y estuve todo un año inconsciente.
-¿Estuviste todo un año inconsciente? ¿Cómo ocurrió eso, papá?- Preguntó Razil asombrado.
-Murk había llevado a sus tíos Akhela y Tuiz y a su hermano Askari al cañón. Tuvimos una pelea y tuve que sacrificarme para salvarlos.- Dije mirándolo.- Todo un año pasó y no había vuelto a ver a Murk, hace poco más de dos meses, fui a verlo a su manada para pedirle que no atacara más al reino. Tuve que traicionar a mi familia para poder salvarlos. Pero Murk no cumplió su parte del trato y atacó a la manada. Combatí contra él y pudimos vencerlo. Desde ese momento no lo volví a ver… hasta ahora.- Dije serio.
-¿Papá? ¿Tú crees que el tío Murk nos haga algo?- Preguntó Roho algo asustado.
-No te preocupes por eso, hijo. Yo los protegeré. Regresemos a casa.- Empezamos a caminar y vimos a Siku en el camino.
-Hola tío T.- Dijo Siku acercándose.
-¿Siku? ¿Dónde está Maisha?- Preguntó Razil confundido.
-Está con Askari.- Dijo mirando hacia atrás.- Últimamente pasan más tiempo juntos.- Dijo confundido.
-Esos dos están enamorados.- Dije sonriendo.
-¿Tú crees, tío?-  Preguntó Siku sorprendido.
-No lo creo, estoy seguro.- Dije mirándolo. Momentos después, Askari y Maisha llegaron agitados.
-Papá.- Dijo Askari cansado.- Acabamos de ver a Murk.
-Viene hacia acá.- Dijo Maisha preocupada.- Creo que es otra guerra.
-Entremos, rápido.- Dije y todos empezamos a correr. Cuando entramos, por suerte, toda la manada se encontraba ahí.
-Hermano, tengo que decirte algo.- Dijo Akhela mirando al suelo.
-¿Qué ocurre?- Dije preocupado por ella. Vi que ella miraba al suelo y luego miró a Tuiz.- ¿Estás… embarazada?- Dije sorprendido. Ella sólo asintió y me alegré por esa noticia.- Felicidades.- Dije feliz.
-¿No estás molesto?- Dijo Akhela sorprendida.
-¿Por qué habría de estarlo?- Dije mirándola.
-Tú siempre la proteges. Y creímos que cuando te dijéramos la noticia me ibas a matar.- Dijo Tuiz acercándose.
-Eso hubiera sido si ella hubiera quedado embarazada cuando era adolescente. Ahora son adultos, y yo ya no puedo controlar la vida de Akhela.- Dije mirándolos.
-T. Yo  también tengo otra noticia.- Dijo Akasha acercándose.- Yo también estoy embarazada.
-¿De verdad?- Dije feliz y asombrado.- No puedo creerlo. Akasha, me haces tan feliz.- Dije besándola y abrazándola.- Pero creo que tengo malas noticias.- Dije mirándolos a todos.
-¿Qué ocurre, T?- Dijo Zitka confundido.
-Murk y su manada se dirigen hacia aquí. Vienen a declarar guerra por cuarta vez.- Dije serio.
-¿Acaso él nunca se rinde?- Dijo Mdai molesto.- Descuida, pelearemos juntos, como familia que somos.- Dijo Mdai sonriendo.
-De acuerdo.- Dije mirándolo.- Akasha, Akhela. Ustedes no saldrán de la roca del rey. Se quedarán aquí.
-De acuerdo.- Dijeron ambas.
-Tuiz, Loner.- Dije mirándolos.- Ustedes dos se quedarán aquí y protegerán a Akasha, Akhela y a los cachorros.-Ambos asintieron y el resto, empezamos a correr. Cuando llegamos, Murk ya se encontraba ahí, con su manada.
-Qué bueno volver a ver a esta manada. Lástima que sea la última vez.- Dijo riendo malvadamente.
-Vete de aquí, Murk.- Dije molesto.- Sabes que nunca nos derrotarás.
-¿Eso creen?- Dijo Murk mirándome.- Mi manada y yo hemos estado entrenando día y noche para derrotarlos.
-¿Y tú crees que con eso nos derrotarás?- Dijo Zitka mirándolo fijamente.- Nosotros tenemos algo que tú nunca has tenido.
-¿Y eso es?- Dijo Murk sonriendo.
-Que siempre estamos unidos, como la familia que somos.- Dije mirándolo. Murk dio un rugido y la batalla empezó.
La pelea estaba pareja y vi que Murk se alejaba de ahí. “Esta vez no te vas a escapar”. Dije en mi mente mientras corría para detenerlo. Logré llegar y Murk y yo empezamos a pelear. Cada vez podía menos con Murk, pero no me iba a rendir tan fácilmente. Empecé a pelear con todo lo que tenía, y en ese momento recordé los días de entrenamiento que tuve con mi padre y empecé a aplicarlos. En lugar de atacarlo, empecé a esquivar sus ataques. “Esquivar es más fácil que pelear. Si tú no tomas un respiro, entonces te empiezas a cansar”. Había dicho mi madre, Murk ya se estaba empezando a cansar mientras yo esquivaba solamente los golpes. Cuando Murk saltó sobre mí, pude usar eso en su contra. “Si alguien trata de atacarte desde arriba, usa su peso en su contra. Eso te dará la ventaja”. Logré lanzar a Murk lejos, haciendo que se golpeara con una roca. Murk se levantó y empezó a correr hacia mí. “Casi siempre te atacarán de frente. Muévete a los lados, eso los confundirá y tratará de seguirte, sigue moviéndote a los lados cada vez que te ataque de frente, hasta que él no pueda frenar”. Y así lo hice, Murk cada vez estaba más cansado.
-¿Por qué no atacas? ¿Acaso eres un cobarde?- Gritó Murk mientras me miraba fijamente a los ojos. Entonces corrí hacia él, Murk intentó hacer lo mismo que yo, pero pude lograr derrotarlo.
-Vete de aquí.- Le susurré. Él me miró y yo me levanté. No le di la espalda, porque sabía que tal vez me iba a atacar desprevenido.
-Volveré, y juro que te haré mucho daño. A ti y a tu familia.- Dijo molesto.- Y dile a Siku y a Maisha que ya no son mis hijos. El único hijo que tengo es Mwili.- Murk se fue junto con toda su manada, y la manada de Pridelands y yo regresamos a casa. Cuando llegamos, nos sorprendimos por lo que había ocurrido, Akasha y Akhela ya habían dado a luz.
Akhela tenía en sus patas a dos pequeños cachorros, un chico y una chica. El chico se parecía a Tuiz, sólo que éste tenía un mechón negro y sus ojos eran verdes. La pequeña era igual a Sheik, pero sus ojos eran azules.
-Felicidades a los dos.- Les dije a Akhela y a Tuiz.- ¿Cómo se llaman?
-Son Kombi y Siri.- Dijo Akhela mirando a los pequeños. Luego me acerqué a Akasha, y vi una pequeña niña, parecida a Simba, incluso en el color de los ojos.
-Es hermosa.- Dije acercándome a Akasha.- ¿Cómo la llamaremos?- Le pregunté a Akasha.
-¿Qué te parece Amana?- Dijo Akasha mirando a la pequeña.
-Me agrada.- Dije sonriendo y luego me acerqué a Amana.- Hola pequeña, yo soy tu padre.- La alegría había vuelto después de esa batalla, aunque sabía que Murk no se iba a rendir tan fácilmente.

Kopa1556
Nivel 3
Nivel 3

Mensajes : 163
Fecha de inscripción : 15/02/2012

http://kopa1556.deviantart.com

Volver arriba Ir abajo

Correcto Re: T: Una vida difícil

Mensaje por KIRAN27 el Jue 15 Mayo 2014, 10:08 pm

buenos capítulos valla me alegro que hallan nacido los hijos de esa gran familia ejjee
y que rabia que murk siga amenazando espero que sigas pronto con el siguiente capitulo saludos y rugidos

KIRAN27
León legendario
León legendario

Mensajes : 8840
Fecha de inscripción : 06/05/2013

Volver arriba Ir abajo

Correcto T: Una vida difícil

Mensaje por Kopa1556 el Jue 15 Mayo 2014, 10:20 pm

Capítulo 54: Askari, el amor nació.
Amana había nacido el día anterior, me sentía feliz de tener otra hermanita, pero por alguna razón ella me recordaba a mi madre. Desperté muy temprano y me acerqué al promontorio de la roca del rey. Cuando me acerqué, sentí la presencia de alguien detrás de mí.
-Buenos días, hijo.- Me dijo mi padre, T.
-Buenos días, papá.- Le respondí. Me agradaba estar con él, pues él me ayudó cuando más me necesitaba y me adoptó como su hijo.
-Dime, ¿Te gusta Maisha?- Dijo mirando al frente.
-¿Qué? No… no sé de lo que me estás hablando.- Dije sonrojado mirando hacia otro lado.
-Eso fue lo mismo que me dijo Akhela hace mucho.- Dijo mi padre sonriendo.- Al final pude saber quién le gustaba a ella.- Yo sólo me quedé quieto sin saber qué hacer, así que me decidí a decirle.
-Lo admito, me gusta Maisha.- Dije confrontándolo.- Pero no sé si ella siente lo mismo que yo.- Dije triste mirando al suelo.
-Yo creo que sí.- Dijo mi padre mirándome.- Ustedes dos hacen una muy buena pareja. ¿Cuándo le dirás lo que sientes?
-No lo sé.- Dije mirándolo.- No me siento listo para hacerlo. Además cabe la posibilidad de que ella no me ame.
-Si no le dices lo que sientes, jamás lo descubrirás.- Dijo mientras se iba. Me había dejado pensativo, y en ese momento aparecieron Roho, Razil y Jua.
-Hola, hermano.- Dijo Roho sentándose a mi lado.
-Hola, chicos.- Dije mirándolos.
-¿En qué piensas?- Preguntó Razil mirándome.
-En nada.- Dije mirando al frente, luego tuve una idea.- ¿Por qué no van a jugar con su primo Siku? Tengo que hablar con Maisha.-Me dirigí al manantial con mis hermanos. Cuando llegamos, Siku y Maisha se encontraban ahí. Le pedí a Siku que cuidara a Roho, Razil y Jua y me acerqué a Maisha.- Ah. Maisha. Quiero decirte algo.
-¿Qué ocurre, Askari?- Dijo Maisha mientras tomaba agua del manantial.
-Pues… yo… emm… No sé cómo decírtelo.- Dije apenado. Luego miré mi reflejo y vi que estaba unido con el de Maisha.- Maisha, mira eso.
-Somos uno.- Dijo Maisha mirando el reflejo, luego nos miramos fijamente por unos minutos y después la besé.
-Maisha. Tú me gustas y mucho. ¿Quieres ser mi novia?- Le dije, Maisha se había quedado sin palabras.
-Yo… yo…- Fue lo único que dijo Maisha. Estaba nervioso. No sabía lo que ella podía decir.- Acepto. Si quiero ser tu novia, Askari.- Dijo Maisha mientras me besaba. Entonces empezamos a escuchar varias risas.
-Siku.- Dijo Maisha molesta. Y en ese momento, de los arbustos salió Siku.
-Jeje. Hola, hermana.- Dijo Siku apenado.- Pero yo no…
-Espera.- Lo interrumpí.- Salgan ustedes tres también, chicos.- Dije y de los arbustos también salieron Roho, Razil y Jua.
-Hola, hermano.- Dijeron los tres apenados.- Papá tuvo la idea.
-Papá. Sal de ahí.- Dije molesto.- Tú también mamá.- También salieron mi padre y Akasha. Akasha traía en su boca a Amana.
-Es bueno volver a verte, Askari.- Dijo mi padre mirando a otro lado.
-No deben…- Dije, pero Maisha me interrumpió.
-Salgan todos.- Dijo Maisha. Y de los arbustos salieron Simba y Nala, Kiara y Kovu, Zitka, Shanny y sus hijos Max y Mwisho. Después salieron Lull, Mdai y Yari y sus hijos Kujua y Adhana. Luego salieron Lisani y Loner y su hijo Zaili. Y al final salieron Tuiz y Akhela, Akhela tenía a Kombi y a Siri en su lomo.- No deberían espiar a la gente.- Dijo Maisha molesta.
-Eso era lo que yo iba a decir.- Le recriminé.- No importa. ¿Por qué lo hicieron?
-La idea fue de T.- Dijeron todos al unísono.
-Papá.- Dije molesto.
-¿Qué? ¿Acaso no puedo saber lo que hace mi hijo?- Dijo mi padre apenado. Luego escuchamos un sonido extraño.

Kopa1556
Nivel 3
Nivel 3

Mensajes : 163
Fecha de inscripción : 15/02/2012

http://kopa1556.deviantart.com

Volver arriba Ir abajo

Correcto Re: T: Una vida difícil

Mensaje por Anyyi el Vie 16 Mayo 2014, 12:30 am

T, T, T eso no se hace! Y menos un rey! Ya no eres un cachorro! Jiji xD pliiiis sigue pronto!! Very Happy

Anyyi
Nivel 10
Nivel 10

Mensajes : 1827
Fecha de inscripción : 15/08/2012

Volver arriba Ir abajo

Correcto T: Una vida difícil

Mensaje por Kopa1556 el Vie 16 Mayo 2014, 10:23 pm

Capítulo 55: Te odio
Después de que había tratado de disculparme con Askari por haberlo espiado, empezamos a escuchar un ruido extraño que venía de los arbustos.
-¿Quién anda ahí?- Dije molesto. Después salieron Murk, Sheik, Mwili y Yinja. Yinja estaba mirando al suelo.
-¡Qué bonita reunión familiar!- Dijo Murk sarcásticamente.- Siku, Maisha. Qué bueno volver a verlos.
-¡¿Qué es lo que quieres, Murk?!- Dijo Simba molesto.
-Sólo vinimos a visitar a nuestra querida familia, que por lo cierto es muy grande.- Dijo Sheik desinteresadamente.
-No tienen nada qué hacer aquí. Sobre todo tú, padre.- Dijo Mdai molesto mirando fijamente a Sheik.
-Descuiden, ya nos vamos.- Dijo Murk mirándome fijamente.- Sólo queríamos felicitar a T por ser el nuevo rey y también quería conocer a mi nueva sobrina.
-¿Cómo sabes tú eso?- Dije molesto y sorprendido.
-Mwili se escabulló y escuchó todo lo que dijeron.- Dijo señalándolo.- Él es el único hijo que no me ha traicionado.
-Vete de aquí, Murk.- Dijo Siku molesto.- Dejamos de ser tus hijos cuando atacaste ayer la manada. ¿O acaso olvidaste lo que dijiste?
-No importa. Ya nos vamos.- Dijo Murk mientras se iba junto con Mwili, Sheik y Yinja. Y en ese momento, Yinja cayó al suelo.
-Yinja.- Gritamos Murk, Siku, Maisha, Mwili y yo y nos acercamos.
-Traigan a Rafiki.- Grité.
-No hay tiempo.- Gritó Yinja molesta.- Sólo llévenme a una cueva.- Hicimos lo que Yinja nos pidió. Akasha, Lisani y Akhela la acompañaron dentro de la cueva.
-Esta sólo será una tregua temporal.- Dijo Murk mirándome.- Cuando regresemos a las lejanías, volveremos a ser enemigos.- Yo sólo asentí. Esperamos un tiempo y después Akasha, Lisani y Akhela salieron.- ¿Cómo se encuentra?- Dijo Murk preocupado. Estos eran de los pocos momentos en los que Murk volvía a ser el de antes, aunque sus ojos no lo demostraran.
-Felicidades, Murk. Eres padre de dos hermosos cachorros.- Dijo Akasha feliz.
-De… de verdad.- Dijo Murk alegre y luego me dio un abrazo. Se dio cuenta de eso e inmediatamente se separó y entró a la cueva, yo lo seguí.
-Mira, Murk. Nuestros hijos.- Dijo Yinja acercándolos. Murk cada vez se alegraba, pero cuando vio a los cachorros su alegría desapareció.
-Ellos no son mis hijos.- Dijo Murk molesto.
-¿Qué dices? Son tus hijos.- Dije mirándolo. Luego me acerqué y vi a ambos cachorros, el mayor se parecía a mí y tenía los ojos grises, el menor se parecía a mi padre y sus ojos eran azules.
-Ya te dije. Ellos no son mis hijos.- Dijo Murk molesto.
-¿Cómo puedes decir eso? Ellos…- Dije, pero fui interrumpido por Yinja.
-Él tiene razón. No son sus hijos.- Dijo Yinja mirando al suelo.
-¿Si no son de Murk, entonces de quién son?- Pregunté confundido.
-Son tuyos, T.- Dijo Yinja. Yo me quedé petrificado en ese lugar, no sabía qué decir. Luego Murk empezó a correr y Mwili y Sheik lo siguieron. Akasha escuchó todo lo que había ocurrido, dejó a Amana con Askari y empezó a correr mientras lloraba.
-Yinja, por favor dime que es mentira.- Dije suplicante, pero ella sólo asintió.- ¿Co… cómo ocurrió? No recuerdo que estuviéramos juntos.- Dije mirándola.- No importa. ¿Por qué no lo dijiste?- Dije molesto.
-Porque si Murk se enteraba de que los cachorros eran tuyos, los hubiera matado.- Dijo Yinja mirándome.
-¡¿Y por qué no dijiste que los cachorros eran de Murk?!- Dije más molesto.
-¡Porque no quería que mis hijos se volvieran como él!- Dijo gritándome.- Lo lamento, T. No quise gritarte.- Dijo Yinja apenada. Salí de la cueva y empecé a correr para buscar a Akasha. Me dirigí a la roca del rey, pero ella no se encontraba ahí. La busqué por todo el reino, pero no se encontraba. “Debe estar en el oasis”. Pensé y empecé a correr. La encontré en la misma cueva dentro de la catarata.
-Todavía recuerdo esta cueva. Es donde te pedí matrimonio, y también es donde estuvimos juntos, como pareja.- Dije acercándome a ella.
-¿Qué es lo que quieres?- Dijo Akasha llorando.- ¿Vienes a decirme que ella no es nadie? ¿Que ella sólo fue tu peor es nada mientras estabas en las lejanías?- Dijo Akasha molesta mientras me miraba.- ¿Crees que te voy a creer? Jugaste conmigo, T. Dijiste que yo era la única leona que amabas.
-Akasha. Eres la única leona a la que yo amo. Si no fuera así, jamás te hubiera pedido matrimonio.- Dije, pero ella no quería escucharme.
-Si eso fuera cierto, nunca hubieras estado con la esposa de tu hermano.- Dijo Akasha molesta.- Me traicionaste, no una, sino dos veces. La primera, cuando te fuiste a la manada de Murk.
-Akasha. Ya te…
-Y la segunda.- Dijo Akasha interrumpiéndome.- Estando con esa leona.
-Akasha. Te pido, por favor, que me perdones.- Dije completamente triste.- Ella me explicó que ocurrió.
-No quiero escucharlo.- Dijo Akasha mirando a otro lado.- Tu y yo nos…- Dijo Akasha, pero la interrumpí dándole un beso.
-Si yo no te amara, no te hubiera dado este beso. Si yo no te amara, no hubiera venido hasta aquí para buscarte.- Dije mirándola, ella sólo miraba al suelo y yo levanté su cabeza.- Te amo, Akasha. Te amo a ti y a nuestros hijos. Eres lo primero en lo que pienso cuando despierto y lo último que veo cuando me duermo. Akasha, tú eres mi todo.- En ese momento Akasha me dio un beso y nos quedamos ahí, de nuevo, hasta el día siguiente.

Kopa1556
Nivel 3
Nivel 3

Mensajes : 163
Fecha de inscripción : 15/02/2012

http://kopa1556.deviantart.com

Volver arriba Ir abajo

Correcto Re: T: Una vida difícil

Mensaje por KIRAN27 el Vie 16 Mayo 2014, 10:35 pm

buenos capitulo valla el primer que amor y t lo planeo jejeje y el segundo sabe akasha sabe que t solo ama a una leona y es ella espero que sigas pronto con el siguiente capitulo saludos y rugidos

KIRAN27
León legendario
León legendario

Mensajes : 8840
Fecha de inscripción : 06/05/2013

Volver arriba Ir abajo

Página 10 de 13. Precedente  1, 2, 3 ... 9, 10, 11, 12, 13  Siguiente

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.